El pacto en las tablas carnosas del corazón

9/16/2018 0 Comentarios


Me gustaría pasar a un correo electrónico dirigido a mí por un pastor Adventista del Séptimo Día que comentó mis artículos sobre las enseñanzas del SDAC, particularmente el artículo titulado "El Pacto defectuoso de la Iglesia Adventista del Séptimo Día". el correo electrónico dice:

Querido Eli:

Primero, mis más sinceras disculpas por los Adventistas del Séptimo Día que se muestran muy groseros. Internet es un medio que se puede tomar de la manera incorrecta con mucha facilidad y algunos no son tan hábiles como deberían ser, tal vez, al expresarse de manera que uno pueda discernir el tono del escritor. Me interesó tu publicación y no estoy seguro de cómo recibiste este correo electrónico, pero pensé que me tomaría un momento responder. 

Sí, el primer pacto fue defectuoso y se suspendió en la cruz de Cristo. Pero la pregunta es "¿cuál es el primer pacto?" Si fueron los Diez Mandamientos, entonces se eliminan en la cruz, pero si no lo fueron, se siguen aplicando. Un pacto, como estoy seguro de que usted conoce bien, es un acuerdo entre dos o más partes. El acuerdo llamado el Antiguo Pacto era Dios declarando que los hijos de Israel obedecerían Su voz (Lea Éxodo 19-24) y la gente dijo (tres veces) "todo lo que el Señor dijo que haremos" y la declaración final que ellos agregaron "y sé obediente. "Moisés tomó la sangre del sacrificio y ratificó (puso en práctica) ese acuerdo. Los Diez Mandamientos fueron la base, los parámetros del acuerdo, no el acuerdo en sí mismo. Por lo tanto, los Diez Mandamientos no fueron eliminados cuando el antiguo pacto fue anulado. 

Tenga en cuenta lo que resaltó tan bien en su cita de Hebreos, que proviene de Jeremías 31: 31-34. Dios dijo que haría algo en este nuevo pacto que elimina la idea de que los Diez Mandamientos fueron eliminados en la cruz. Dios mismo dice que Él "pondría Mis leyes en sus mentes y las escribiría en sus corazones". Lejos de la ley que se está acabando. Está más bien inscrito en los corazones de su pueblo. Por lo tanto, los diez mandamientos no se eliminan. También sabemos esto por el hecho de que en el libro de Apocalipsis se nos dan dos atisbos de la ley en los capítulos 11 y 15 y que está en el cielo ahora mismo. 

Entonces, cuando dices que nadie está santificado por el antiguo pacto, tienes razón. Pero los adventistas del séptimo día no están bajo el antiguo pacto. Están bajo lo nuevo como todos los verdaderos creyentes convertidos / transformados en Jesucristo. Ellos no son salvados por sus obras. Ellos no son salvados por su obediencia a la ley de Dios, pero ellos son fortalecidos por Dios a través de su Espíritu con su ley escrita en sus corazones para vivir para él. Por lo tanto, un creyente convertido está siguiendo a Dios desde un corazón de amor, confiando en los méritos y las misericordias de Jesucristo por la base y la suma de su salvación. 

Dado que los adventistas aman a Dios, buscan seguirlo en todo lo que ha dicho, y uno de esos mandamientos que obedecen con alegría es el cuarto en cuanto a mantener el séptimo día santo. Pero obedecer ese mandamiento no es más un viaje de trabajo que decir, abstenerse de cometer adulterio ya sea físicamente o en su corazón, o al abstenerse de robar, etc., etc. Su obediencia es impulsada por el amor a Dios y es simplemente la evidencia de su estado convertido.

Es cierto que algunos SDA confían en sus obras para ser aceptados por Dios, pero están equivocados. Pero el adventismo no defiende ni enseña que uno es salvo por su obediencia, sino únicamente por los méritos de Jesucristo, y también enseña que no existe la gracia barata. Dios no perdona solo para permitirnos seguir pecando, rompiendo Sus mandamientos porque ellos "ya no están bajo el antiguo pacto". 

El nuevo pacto incluye el nuevo corazón. Ezequiel 36: 25-27 dice que Dios promete un corazón nuevo y su Espíritu para que podamos mantener su voluntad o su ley. Los adventistas creen esto y buscan hacerlo por la gracia de Dios. 

Espero que esto ayude a este diálogo tan importante y necesario y que el Señor los bendiga. En su servicio y en el tuyo, 

Pastor Kevin James

Iglesia Adventista del Séptimo Día de Ogden

Estimado Pastor Kevin James,

Mientras usted admite que el primer pacto fue defectuoso y que se suspendió en la cruz de Cristo, usted afirma que no se trataba de los Diez Mandamientos. Pero una mirada más cercana a los siguientes versículos de Colosenses 2:14, descubriremos la conclusión inevitable de que lo que se eliminó fueron los Diez Mandamientos con sus estatutos y juicio.

Colosenses 2:14-17 La Biblia de las Américas (LBLA) 
14 habiendo cancelado el documento de deuda que consistía en decretos contra nosotros y que nos era adverso, y lo ha quitado de en medio, clavándolo en la cruz.
15 Y habiendo despojado a los poderes y autoridades, hizo de ellos un espectáculo público, triunfando sobre ellos por medio de El.
16 Por tanto, que nadie se constituya en vuestro juez con respecto a comida o bebida, o en cuanto a día de fiesta, o luna nueva, o día de reposo;
17 cosas quesólo son sombra de lo que ha de venir, pero el cuerpo pertenece a Cristo.

Tenga en cuenta que los cristianos no pueden ser juzgados después del borrado de las ordenanzas relativas a carnes, bebidas, días santos y sábados, que son una sombra de lo real, que es Cristo. ¡Cristo es el Sábado para los Cristianos! No hay duda de que el primer pacto es el pacto escrito en dos tablas de piedras.

Deuteronomio 4:13 La Biblia de las Américas (LBLA) 
Y El os declaró su pacto, el cual os mandó poner por obra: esto es, los diez mandamientos, y los escribió en dos tablas de piedra.

También se llama como la "Ley de Moisés", que contenía estatutos y ordenanzas.

Malaquías 4:4 La Biblia de las Américas (LBLA) 
Acordaos de la ley de mi siervo Moisés, de los estatutos y las ordenanzas que yo le ordené en Horeb para todo Israel.

¿Cuál es esta Ley de Moisés que contiene estatutos y ordenanzas? Aquellos que fueron ordenados por Dios a Moisés en Horeb para todo Israel. ¿Cuáles son estos?

Deuteronomio 5:1-22 La Biblia de las Américas (LBLA) 
Entonces llamó Moisés a todo Israel y les dijo: Oye, oh Israel, los estatutos y ordenanzas que hablo hoy a vuestros oídos, para que los aprendáis y pongáis por obra.
El Señor nuestro Dios hizo un pacto con nosotros en Horeb.
No hizo elSeñor este pacto con nuestros padres, sino con nosotros, con todos aquellos de nosotros que estamos vivos aquí hoy.
Cara a cara habló el Señor con vosotros en el monte de en medio del fuego,
mientras yo estaba en aquella ocasión entre el Señor y vosotros para declararos la palabra del Señor, porque temíais a causa del fuego y no subisteis al monte. Y El dijo:
“Yo soy el Señor tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de la casa de servidumbre.
“No tendrás otros dioses delante de mí.
“No te harás ningún ídolo, ni semejanza alguna de lo que está arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra.
“No los adorarás ni los servirás; porque yo, el Señor tu Dios, soy Dios celoso, que castigo la iniquidad de los padres sobre los hijos, y sobre la tercera y la cuarta generación de los que me aborrecen,
10 pero que muestro misericordia a millares, a los que me aman y guardan mis mandamientos.
11 “No tomarás en vano el nombre del Señor tu Dios, porque el Señor no tendrá por inocente a quien tome su nombre en vano.
12 “Guardarás el día de reposo para santificarlo, como el Señor tu Dios lo ha mandado.
13 “Seis días trabajarás y harás todo tu trabajo,
14 mas el séptimo día es día de reposo para el Señor tu Dios; no harás en él ningún trabajo, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu sierva, ni tu buey, ni tu asno, ni ninguno de tus animales, ni el forastero que está contigo, para que tu siervo y tu sierva también descansen como tú.
15 “Y acuérdate que fuiste esclavo en la tierra de Egipto, y que el Señor tu Dios te sacó de allí con mano fuerte y brazo extendido; por lo tanto, el Señor tu Dios te ha ordenado que guardes el día de reposo.
16 “Honra a tu padre y a tu madre, como el Señor tu Dios te ha mandado, para que tus días sean prolongados y te vaya bien en la tierra que el Señor tu Dios te da.
17 “No matarás.
18 “No cometerás adulterio.
19 “No hurtarás.
20 “No darás falso testimonio contra tu prójimo.
21 “No codiciarás la mujer de tu prójimo, y no desearás la casa de tu prójimo, ni su campo, ni su siervo, ni su sierva, ni su buey, ni su asno, ni nada que sea de tu prójimo.”
22 Estas palabras el Señor habló a toda vuestra asamblea en el monte, de en medio del fuego, de la nube y de las densas tinieblas con una gran voz, y no añadió más. Y las escribió en dos tablas de piedra y me las dio.

Intencionadamente destaqué en rojo, y numerado los mandamientos para su conveniencia y comprensión, que el pacto hecho en Horeb entre Dios y Su pueblo Israel, son los Diez Mandamientos, que escribió en dos tablas de piedra, que también se llama la Ley de Moisés.

Malaquías 4:4 La Biblia de las Américas (LBLA) 
Acordaos de la ley de mi siervo Moisés, de los estatutos y las ordenanzas que yo le ordené en Horeb para todo Israel.

Este primer pacto fue pensado para una nación, para Israel. El próximo pacto que prometió que hará por el pueblo de Israel no solo será para Israel, sino también para los gentiles, y lo escribirá no en tablas de piedra, sino en "tablas carnosas del corazón".

Hebreos 8:10 La Biblia de las Américas (LBLA) 
Porque este es el pacto que yo hare con la casa de Israel despues de aquellos dias, dice el Señor: Pondre mis leyes en la mente de ellos, y las escribire sobre sus corazones. Y yo sere su Dios, y ellos seran mi pueblo.

Esto se llama el Nuevo Pacto.

2 Corintios 3:6 La Biblia de las Américas (LBLA)
el cual también nos hizo suficientes como ministros de un nuevo pacto, no de la letra, sino del Espíritu; porque la letra mata, pero el Espíritu da vida.

2 Corintios 3:3 La Biblia de las Américas (LBLA) 
siendo manifiesto que sois carta de Cristo redactada por nosotros, no escrita con tinta, sino con el Espíritu del Dios vivo; no en tablas de piedra, sino en tablas de corazones humanos.

Las letras que matan siendo mencionadas por Pablo son las letras del primer pacto o testamento, que son las Leyes de Moisés o los Diez Mandamientos.

Hebreos 10:28 La Biblia de las Américas (LBLA) 
Cualquiera que viola la ley de Moisés muere sin misericordia por el testimonio de dos o tres testigos.

El Nuevo Pacto, como se prometió, se escribirá en los corazones, dando así una posibilidad de justificación, incluso a aquellos que no han escuchado la ley: los gentiles.

Romanos 2:11-15 La Biblia de las Américas (LBLA) 
11 Porque en Dios no hay acepción de personas.
12 Pues todos los que han pecado sin la ley, sin la ley también perecerán; y todos los que han pecado bajo la ley, por la ley serán juzgados;
13 porque no son los oidores de la ley los justos ante Dios, sino los que cumplen la ley, ésos serán justificados.
14 Porque cuando los gentiles, que no tienen la ley, cumplen por instinto los dictados de la ley, ellos, no teniendo la ley, son una ley para sí mismos,
15 ya que muestran la obra de la ley escrita en sus corazones, su conciencia dando testimonio, y sus pensamientos acusándolos unas veces y otras defendiéndolos,

Al eliminar el primer pacto y hacer cumplir el Nuevo Pacto, Cristo hizo la reconciliación entre judíos y no judíos: convirtiéndose en sí mismo de dos un nuevo hombre, un solo cuerpo o la Iglesia.

Efesios 2:14-16 La Biblia de las Américas (LBLA)
14 Porque El mismo es nuestra paz, quien de ambos pueblos hizo uno, derribando la pared intermedia de separación, 
15 aboliendo en su carne la enemistad, la ley delos mandamientos expresados en ordenanzas, para crear en sí mismo de los dos un nuevo hombre, estableciendo así la paz, 
16 y para reconciliar con Dios a los dos en un cuerpo por medio de la cruz, habiendo dado muerte en ella a la enemistad.

Judíos y gentiles se reconciliaron con Dios por lo que Cristo había hecho en la cruz.

Colosenses 2:14-16 La Biblia de las Américas (LBLA) 
14 habiendo cancelado el documento de deuda que consistía en decretos contra nosotros y que nos era adverso, y lo ha quitado de en medio, clavándolo en la cruz. 
15 Y habiendo despojado a los poderes y autoridades, hizo de ellos un espectáculo público, triunfando sobre ellos por medio de El. 
16 Por tanto, que nadie se constituya en vuestro juez con respecto a comida o bebida, o en cuanto a día de fiesta, o luna nueva, o día de reposo;

¿Cuál es el nuevo pacto? No fue el que se dio en el monte, sino el que vino de Jerusalén arriba.

Gálatas 4:22-26 La Biblia de las Américas (LBLA)
22 Porque está escrito que Abraham tuvo dos hijos, uno de la sierva y otro de la libre.
23 Pero el hijo de la sierva nació según la carne, y el hijo de la libre por medio de la promesa.
24 Esto contiene una alegoría, pues estas mujeres son dos pactos; uno procede del monte Sinaí que engendra hijos para ser esclavos; éste es Agar.
25 Ahora bien, Agar es el monte Sinaí en Arabia, y corresponde a la Jerusalén actual, porque ella está en esclavitud con sus hijos.
26 Pero la Jerusalén de arriba es libre; ésta es nuestra madre.

La madre de todos los cristianos es el pacto que vino de arriba, de Jerusalén arriba, que contiene las Leyes de Cristo, y está destinado para todo el mundo.

Hechos 1:2 La Biblia de las Américas (LBLA)
hasta el día en que fue recibido arriba, después de que por el Espíritu Santohabía dado instrucciones a los apóstoles que había escogido.

Hechos 1:8 La Biblia de las Américas (LBLA) 
pero recibiréis poder cuando el Espíritu Santo venga sobre vosotros; y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea y Samaria, y hasta los confines de la tierra.

Gálatas 6:2 La Biblia de las Américas (LBLA) 
Llevad los unos las cargas de los otros, y cumplid así la ley de Cristo.

Mateo 28:20 La Biblia de las Américas (LBLA) 
enseñándoles a guardar todo lo que os he mandado; y he aquí, yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo.

El Nuevo Pacto es el evangelio, la Ley de Cristo que Él mandó para ser obedecido hasta el fin del mundo.

Lucas 16:16 La Biblia de las Américas (LBLA) 
La ley y los profetas se proclamaron hasta Juan; desde entonces se anuncian las buenas nuevas del reino de Dios, y todos se esfuerzan por entrar en él.

La eficacia de la Ley de Moisés era hasta Juan, y luego sigue el evangelio que es el Nuevo Pacto. 

Marcos 1:14-15 La Biblia de las Américas (LBLA)
Jesús principia su ministerio
14 Después que Juan había sido encarcelado, Jesús vino a Galilea proclamando el evangelio de Dios,
15 y diciendo: El tiempo se ha cumplido y el reino de Dios se ha acercado; arrepentíos y creed en el evangelio.

Mi querido hermano Kevin James, que encuentres la iluminación dentro de los versículos que he citado.

El primer pacto fue dado en Horeb, y fueron los Diez Mandamientos, con los estatutos y ordenanzas.

Rezo por tu iluminación y por todos los Adventistas del Séptimo Día.

Que Dios te bendiga.

[exclusión de responsabilida: Esta traducción en español: Es realizada por nuestros traductores con el máximo cuidado y lo mejor de sus capacidades. ControversyExtraordinary.com, sin embargo, no garantiza la exactitud de cualquier información traducida debido a varios factores. Cuando hay alguna discrepancia en la versión original en inglés y la versión en español, la versión en inglés siempre prevalece.]

0 comentarios: